Area de Tours / Granja Cocodrilos

Granja de Cocodrilos

Con cientos de millones de años de existencia en la tierra, pero con muy pocos cambios en su evolución, el cocodrilo es uno de los animales mejor dotados como depredadores en el bosque tropical lluvioso. Menor en tamaño, el caimán es visto comúnmente en las orillas de ríos de las planicies. Usted puede tomar fotos de ambos en forma segura en el criadero de cocodrilos de Los Lagos Hotel, Spa & Resort.

A pesar de su apariencia prehistórica, los cocodrilos y caimanes están entre los reptiles biológicamente más complejos. Su morfología externa es una señal de su estilo de vida acuático y depredatorio. Tienen un cuerpo aerodinámico que los capacita para desplazarse con rapidez en el agua. Al nadar, mantienen sus extremidades a los lados de sus cuerpos, lo cual los hace aún más rápidos.

En el bosque tropical lluvioso de Costa Rica se pueden ver algunos de los cocodrilos más grandes del mundo. En nuestra granja vive un gran cocodrilo de unos 4 mts (12 pies) de longitud, pero en su hábitat natural su desarrollo puede llevarlos hasta a los 6 mts de largo. A pesar de las más de 3.000 libras por pulgada cuadrada de presión en su mandíbula, la hembra cocodrilo da refugio con cuidado maternal a su descendencia dentro de su boca, protegiéndolos así durante varios meses luego de salir del cascarón. Los cocodrilos son bastante rápidos en distancias cortas, incluso fuera del agua.

Los caimanes son más pequeños que los cocodrilos y no representan gran peligro para los humanos. Se alimentan de peces, anfibios y otros animales. La principal diferencia entre estos dos tipos de reptil, aparte del tamaño, es el hocico más puntiagudo en los cocodrilos, así como el grado de exposición de los dientes inferiores. Además, el caimán presenta una formación en la frente que se asemeja a unos anteojos. Pero ambos dependen del calor del medio ambiente, tal como la luz solar, para calentar sus cuerpos, debido a la falta de un mecanismo regulador de temperatura corporal. También necesitan exponer su lengua a la luz del sol para obtener vitamina D. Recién salidos del cascarón, los cocodrilos y caimanes comen insectos y pequeños anfibios, pero si se descuidan pueden ser comidos por el Jabirú, la Cigüeña o la Garza Real. En el bosque tropical húmedo, los cocodrilos y caimanes adultos no tienen depredadores excepto, lastimosamente, los cazadores humanos.

Después de un intenso y activo día de turismo en contacto con la naturaleza en la región del Volcán Arenal, usted puede relajarse en nuestras aguas termales y disfrutar de la salud y belleza de Fangus Spa.